Ceapa

Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado

Historia de CEAPA

1979 - 1983

CEAPA hace frente a su proceso de legalización y comienza a representar a aquellos padres y madres que demandan la mejora de la educación pública y la consecución de los derechos sociales reflejados en la nueva Constitución, como la universalización de la educación obligatoria y gratuita. El sistema educativo atraviesa una fase de transformación, con una amplia construcción de centros escolares de titularidad pública, para hacer frente a la alta natalidad precedente, con movilizaciones del profesorado en defensa de sus derechos sindicales y con reacciones de los sectores más conservadores de la sociedad ante los cambios que se estaban produciendo.

1983 - 1988

CEAPA se posiciona ante las huelgas del alumnado y del profesorado de aquel período y reclama una mayor financiación para la escuela pública, reforzando su pensamiento y representatividad en el sector de padres y madres de todo el Estado.

1988 - 1992

El Ministerio de Educación pone a disposición de la comunidad educativa un “libro blanco” para la reforma educativa, con el objetivo de que hiciera sus aportaciones para la redacción de una nueva ley, y para el cual CEAPA presenta varias propuestas. Fruto de estos debates será la Ley Orgánica General de Ordenación de Sistema Educativo (LOGSE) de 1990, que extiende la educación obligatoria hasta los 16 años, al igual que ya existía en el resto de Europa, y establece una educación compensadora de desigualdades individuales y colectivas.

1992 - 1996

CEAPA critica las carencias en la financiación de la educación pública y denuncia que una nueva ley sobre participación (la LOPEG) recorta las atribuciones de los consejos escolares y da más poder a los claustros de profesores en el control y gestión de los centros. La Confederación fortalece sus áreas de formación y comunicación, y fija su pensamiento en temas como escuela rural, necesidades educativas especiales, laicismo, jornada escolar, etc. En este período, Francisco Delgado fue presidente de CEAPA.

1996-2000

El Partido Popular llega al poder y inicia una campaña de desprestigio de la LOGSE y de las políticas educativas comprensivas que esa ley comprende, a las que culpa del fracaso escolar. El Gobierno prepara a la opinión pública para los futuros recortes a la educación pública y compensadora de desigualdades y a la participación de la comunidad educativa, ante la cual la Plataforma por la Escuela Pública, liderada por CEAPA, realiza una masiva movilización. Además, la Confederación recoge más de 600.000 firmas con las que logra elevar al Parlamento una Iniciativa Legislativa Popular por la gratuidad de los libros de texto. En este período, Carlos Ladrón de Guevara fue presidente de CEAPA.

2000 - 2004

El Gobierno elabora la Ley Orgánica de Calidad de la Educación (LOCE), que prevé el establecimiento de itinerarios educativos en la ESO, que a la postre significarán la segregación de alumnos por capacidades y clases sociales, recortes en la participación y religión prácticamente obligatoria para todo el alumnado. CEAPA lidera la oposición a estas políticas regresivas y coordina su estrategia con otras organizaciones de la Plataforma por la Escuela Pública. Lali Vaquero ocupó la presidencia desde 2000 a 2002, y Maite Pina desde 2002 hasta 2004.

2004-2008

El nuevo gobierno socialista deroga la LOCE e impulsa la LOE, una ley que restablece la educación comprensiva, incorpora la adquisición de competencias básicas y el establecimiento de programas de refuerzo, orientación y apoyo. El reconocimiento de esta ley de que tanto las escuelas públicas como las concertadas forman parte del "servicio público de educación" genera discusiones internas. CEAPA firma el pacto por la convivencia escolar con organizaciones educativas de distinto signo, e insiste en la necesidad del trabajo conjunto entre madres-padres, profesorado y alumnado para poder afrontar los retos de la educación del siglo XXI. Lola Abelló fue la presidenta de CEAPA en este periodo.

2008-2011

Durante este periodo, tiene la presidencia de CEAPA Pedro Rascón Macías.

CEAPA mostró su disposición a dialogar sobre propuestas concretas para la mejora del sistema educativo ante el anuncio del Ministro de Educación, Ángel Gabilondo, sobre un Pacto Social por la Educación. Ante esta posibilidad, distintas organizaciones, entre ellas CEAPA, presentaron un manifiesto “Por una escuela pública, laica, gratuita, democrática y de calidad”.

CEAPA expuso en varios documentos presentados, ante el Pacto por la Educación, que el objetivo del sistema educativo debía ser lograr el éxito escolar de todo el alumnado y garantizar la igualdad de oportunidades para todos los niños y niñas. En uno de los documentos CEAPA exigió incrementar la inversión pública en Educación hasta alcanzar el 7% del PIB.

2011-2014

Jesús María Sánchez Herrero fue presidente de CEAPA durante este trienio, siendo éste un periodo marcado por los recortes en Educación. Con el cambio del Gobierno Central y el anuncio de una nueva reforma educativa, la LOMCE, CEAPA mostró su rechazo por considerar que era necesario un pacto social de la comunidad educativa antes que se planteara cualquier cambio legal en una normativa del sistema educativo. Asimismo, también presentó un informe sobre las posibles vulneraciones de la Constitución Española por la LOMCE.

Estos años también están marcados por las huelgas de educación de todas las enseñanzas y etapas. CEAPA convoca, por primera vez en su historia, dos huelgas de padres y madres. En la primera ocasión se coincide en la convocatoria con el sector estudiantil. En la segunda, la convocatoria se realiza por toda la Comunidad Educativa.

En esta etapa, la Comisión Permanente del Consejo Escolar del Estado, en la que participa CEAPA, aprobó una propuesta histórica sobre la gratuidad de la enseñanza, las becas y ayudas, el mantenimiento de los libros de texto, la elaboración de materiales curriculares y didácticos por los docentes, el impulso y mantenimiento de los bancos de libros, así como los proyectos educativos para caminar hacia un nuevo modelo educativo.